FIN 2022

Aún todavía con la resaca de la Navidad, y en un periodo en el que aparentemente es tranquilo  debido a la famosa cuesta de enero, en el mundo de la asesoría es un mes muy importante, diría  incluso que es una fecha clave en el año debido a diversos motivos. 

Por un lado, nos encontramos en el cierre del año, lo que implica la presentación del cuarto  trimestre y el resumen anual de distintos impuestos como el IVA, retenciones de  arrendamientos…Por lo tanto, es muy importante revisar la contabilidad del año entero para no  tener ningún tipo de descuadre en estos resúmenes anuales.  

Por otro lado, comienza un nuevo año, y con él un nuevo camino a las metas que nos hemos  propuesto en 2023. Para ello, es importante la planificación a nivel fiscal, administrativo,  logístico… Sin esta planificación tan solo iremos tapando con parches las carencias organizativas  que vayan surgiendo, de ahí la importancia de una buena planificación. 

A nivel tributario, vamos a indicar cuales son los modelos que hay que presentar, por si aún  todavía hay quien no los tiene apuntados en la agenda.  

Empezaremos con los modelos trimestrales: 

Modelo 130 (Pago fraccionado IRPF). Este modelo funciona de forma acumulativa durante todo  el año, en la presentación de este, tendremos un resumen de cuales han sido nuestros ingresos,  gastos y la cantidad final que hemos ido pagando de forma fraccionada. 

Modelo 131. Es el usado para los que estén en régimen de estimación objetiva. 

Modelo 303 (IVA). Este modelo es una autoliquidación en la que indicamos el IVA devengado y  el IVA soportado que hemos tenido en los periodos de octubre a diciembre. Si el resultado es  positivo, habrá que abonar dicho importe, en caso contrario, saldrá a compensar en el próximo  año o en caso de que en el resumen del año tengamos más IVA soportado que devengado  podríamos pedir la devolución a la AEAT. 

Modelo 111 (retenciones). En este modelo hay que reflejar las retenciones practicadas en los  trabajadores y en las facturas de profesionales. Es un modelo que siempre saldrá a pagar. 

Modelo 115 (retenciones arrendamientos). En este modelo se refleja las retenciones practicadas  en los alquileres de los negocios. 

Modelo 349. Es una declaración informativa sobre las operaciones intracomunitarias en relación  con el IVA. 

Estos son los modelos más destacados, a continuación, indicaré cuales son los modelos anuales: 

Modelo 180 (retenciones arrendamientos). Es el resumen de todas las retenciones practicadas  en los arrendamientos. 

Modelo 190 (retenciones en el desarrollo de la actividad). Es el resumen del modelo 111. 

Modelo 390 (resumen IVA). Resumen anual de todas las liquidaciones acumuladas durante el  año. 

Si tiene cualquier duda o quiere que le llevemos el asesoramiento de su actividad, no dude en  ponerse en contacto con nosotros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *